Los mitos son relatos que recogen historias de dioses y semidioses y su relación con los hombres. Sus protagonistas son los dioses del Olimpo, que no sólo regían el destino de los hombres, sino que bajaban a la tierra e interactuaban con ellos, adoptando en ocasiones una apariencia humana que los hacía más cercanos. Sus historias también servían para explicar todo tipo de fenómenos de la naturaleza o del universo que les rodeaba.

De origen incierto en la mayor parte de las ocasiones, tradicionalmente se transmitían de forma oral, modificándose paulatinamente con nuevos añadidos y diferentes versiones. En el caso de los mitos griegos, los primeros testimonios escritos no se remontan más allá del siglo VIII a. C.

A lo largo de la historia, la mitología clásica ha sido una constante fuente de inspiración para todo tipo de artistas, que se acercaron a esos mitos de forma muy diversa.

Esta semana vamos a conocer el cuadro de Francisco de Zurbarán Hércules separa los montes Calpe y Abyla

¿Os preguntareis quien era Zurbarán?

Zurbarán, pintor barroco, es uno de los grandes pintores españoles del siglo XVII cuya figura se encuentra eclipsada por el gran maestro del barroco español, Diego Velázquez, con el cual convive y cuenta con su amistad, ya que le visitó cuando este trabajaba en Madrid para el rey Felipe IV.

Si tenemos que trazar una pequeña biografía de Zurbarán debemos decir que, pese a que su carrera artística se desarrolla principalmente en Sevilla, nació en tierras extremeñas, concretamente en la localidad de Fuente de Cantos, en la provincia de Badajoz en el año 1598, un año antes que lo haga Velázquez. Lo que si hizo fue estudiar en Sevilla, con otro de los grandes maestros del momento, si Velázquez trabajó en la escuela de Francisco Pacheco, Zurbarán lo hizo en la de Juan de Roelas, otro de los grandes artistas del momento. Es fácil pensar que aunque estuvieran en distintas escuelas los aprendices estaban en contacto, al igual que sus maestros, modelos de ambos servirán de inspiración a nuestros artistas jóvenes que los siguen indistintamente en algunas de sus obras.Al acabar sus estudios Zurbarán se estableció en la población de Llerena, corría el año 1617 y desde allí empieza a pintar encargos para diferentes pueblos de la zona y también para Sevilla, ya que en la gran ciudad le conocen y admiran su arte.De hecho desde allí fue reclamado para establecerse en la ciudad hispalense recibiendo diferentes peticiones de instituciones para llenar con sus obras diferentes espacios. Muchas de las obras de Zurbarán son de temática religiosa, trabajo mucho para la iglesia y concretamente para distintas órdenes religiosas que admiraban su estilo y querían contar con sus trabajos en los distintos conventos. Cartujos, Mercedarios, Franciscanos, Jerónimos, Dominicos, son algunos de los tenedores de sus trabajos.

Dicen que Zurbarán es el mejor pintor para el color blanco del cual consigue tonalidades increíbles, también es un maestro del bodegón, quizás el mejor que tenemos en España junto a Sanzhez Cotán. Falleció en Madrid en el año 1664.

Te apetece ver un vídeo sobre Zurbarán...

Y aprender más sobre Hércules…

Entre tod@s vamos a descubrir «Hércules separa los montes Calpe y Abyla» de Zurbarán.

El Museo del Prado nos ayuda a descubrir «Hércules separa los montes Calpe y Abyla» pincha aquí para ver el cuadro mucho más grande y con más detalles.

Mira a Hércules en diferentes cuadros del Museo del Prado

Pincha más abajo y estate muy atento a la historia que te vamos a contar sobre el cuadro en RNE.

Ahora que sabes mucho más sobre Zurbarán y su cuadro de «Hércules separa los montes Calpe y Abyla» descarga esta historia que desde Lominchar Comunitario hemos diseñado para ti sobre el mito de Hércules.